fbpx

Ivana, una vaca que adora los besos

Mira Ivana cómo agradece la nueva oportunidad de vivir.

Poca gente sabe que las vacas son cariñosas como perritos. Que juegan se emocionan y dan saltitos contentas a tu alrededor, y que establecen vínculos que duran toda la vida incluso son causa de depresión cuando pierden a un familiar querido. E Ivana es todo eso. Esta abuelita de ya 19 años fue rescatada hace cuatro. Permanecía atada a una cadena de menos de un metro en una cuadra a oscuras junto a su compañera Haryana. Porque no podían controlarla. Su destino con 15 años era el Matadero.

Ivana aprendió en  Fundación Santuario Vegan a correr, a saltar, a no tener miedo y dejarse querer. Ya han pasado cuatro años desde su rescate y Laura en este vídeo se emociona de recordar cómo llegó y lo intensamente feliz que es ahora que incluso cierra sus ojitos para recibir besos y cariño.
Ella aquí es alguien, es Ivana.

Comparte con el mundo:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

no te pierdas

Otros artículos del blog

Oveja Barry

Barry y sus dientecitos

Ninguna oveja es igual a otra, y con la edad los dientes de Barry han salido tan hacia fuera que se le ven aunque tenga la boca cerrada. La tercera edad

Leer más »

Elige la cantidad mensual con la que quieres colaborar.

Realiza tu donación para apoyar la misión de Santuario Vegan

Los habitantes necesitan padrinos y madrinas que nos ayuden a cuidarles.

Ayuda en el trabajo del día a día en el Santuario.

Suscríbete a la News

Recibe historias inspiradoras sobre Santuario Vegan, sus habitantes, el día a día y descubre maneras de tener un impacto positivo en el mundo.

* Jamás enviamos correo basura. Tampoco compartimos tu dirección de correo electrónico con terceros y puedes cancelar cuando quieras.